sábado, 21 de mayo de 2016

Veganismo. ¿Qué es eso? ¿Se come?

Antes de nada... ¡HOLA! ^_^


Estoy súper feliz de poder sentarme un rato y actualizar esto, que lleva desde nada menos que... FEBRERO. Creo que he batido un nuevo récord. Uno de esos de los que no te sientes orgulloso x)

¡En fin!

Hoy quería hacer una entrada algo diferente. Espero que a nadie le haya echado atrás el título o piense que vengo a convencer de algo. No lo haré por una sencilla razón: yo misma no soy vegana (al menos por el momento, nunca se sabe). Y bueno, aunque lo fuera tampoco sería mi intención imponer nada. 

 

Logotipo que se suele identificar un producto vegano
Quiero hablaros del veganismo desde mi humilde punto de vista, que no es otro que el de una mera espectadora que ha tenido la suerte de conocerlo a través de alguien de confianza y que me lo ha presentado de una forma increíblemente natural, de manera que me ha despertado cada vez más curiosidad. Como dato: principalmente porque se trata de algo beneficioso. Y en un sentido verdaderamente amplio. 

El primer contacto que tuve con el término vegano fue por allá 2010 o así, cuando llegué al blog de una antigua compañera de primaria. Estaba lleno de fotografías de recetas que ella misma hacía, y recuerdo que este término se repetía una y otra vez: vegan.
Al principio pensaba que era una forma abreviada de 'vegetariano', o un sinónimo. Pero en posts más recientes, vi que explicaba un poco las diferencias entre vegano y vegetariano y... la verdad es que me dejó un poco confundida... "¿Hay algo más allá de ser vegetariano?"
Al parecer sí. De hecho, sí, confirmado. Sea como sea, por alguna razón, en aquél momento no seguí investigando y la pregunta se quedó temporalmente suspendida y sin respuesta, como retórica. 

Pasaron los años, y aunque había oído el término 'vegano' alguna que otra vez, aleatoriamente, no fue hasta que conocí a mi buena amiga Bchan que supe lo que realmente significaba y lo que conllevaba. No mentiré, al principio pensé que era dar un paso muy atrevido porque cuesta mucho encontrar productos así y cambiar por completo tu estilo de vida, pero con el tiempo he ido viendo que no lo es tanto. Al contrario: ¡es hasta divertido! Hay tantas recetas y alimentos alternativos, que nunca se deja de descubrir y aprender. Además, va mucho más allá de "no querer comer animales", es beneficioso tanto para ellos como para nosotros mismos. 

Os dejo una definición más exacta:

El veganismo es una alternativa ética y sana al consumo y dependencia de los productos -no adaptados a nuestras necesidades físicas y espirituales- como la carne, el pescado, los lácteos, los huevos, la miel, los productos derivados de los animales, y otros artículos de origen animal como el cuero y las pieles. Se puede afirmar que es el estilo de vida más sano y respetuoso con los animales y la Naturaleza.
Fuente: http://www.ivu.org/ave/quees.html 
¿Y qué le diferencia de ser vegetariano?
Los vegetarianos no comen carne (incluyendo el pollo y el pescado), sin embargo consumen los productos animales que no ocasionan la muerte del animal. Entonces la dieta vegetariana puede incluir alimentos como leche, yogur, queso, huevo y miel, entre otros. Los veganos no consumen ningún producto obtenido de los animales.
Luego, dentro del veganismo, hay varios tipos como los que solo comen productos crudos (crudiveganos), pero no me centraré en ese tema. Si os interesa, os invito a buscar ^^

A simple vista, el veganismo parece algo exagerado. "¿¿Cómo quieres que deje de consumir leche, queso e incluso huevo?? ¡Son básicos!" Lo cierto es que sí, lo son. O mejor dicho: lo eran. Lo eran cuando vivías en un pueblo y te abastecías de lo que te daba tu granja o la de tu vecino. Pero la sociedad ha ido cambiando y a día de hoy disponemos de más facilidades para conseguir alimento. Actualmente vamos al supermercado y somos nosotros los que elegimos qué consumir. Y precisamente por el hecho de que existen supermercados, esos mismos alimentos que antes se "criaban" a pequeña escala, han tenido que hacerse de forma masiva. Y, pensadlo, ¿creéis que hay tiempo para dejar que los animales crezcan, maduren, y produzcan un número limitado de alimento? (como huevos, leche, etc.). No, no lo hay. Así que podéis imaginar a lo que se recurre: explotación, descuido, pasar por alto cualquier norma ética, etc. 

Por poneros un ejemplo rápido: los huevos.

Una gallina normal pone alrededor de unos 20 o 30 huevos al año. Ahora bien: cuando se las explota para obtener huevos más rápidamente y en mayor cantidad, llegan a poner 250 al año. 250. 220 huevos más de lo que es habitual. ¡Una barbaridad! Cuando lo leí me quedé a cuadros. Y bueno, mejor no hablar de cómo seleccionan a los pollitos, qué hacen con los que rechazan, etc. Todos acaban en algún lado donde después se los comen, por cierto (excepto los que tiran vivos a la basura).


La buena noticia es que de todo hay sustitutos (o alternativas, porque en realidad no es "sustituir", sino cambiar). Siguiendo con los huevos:


Y si leéis sobre la industria de la carne o la láctea, la cosa no mejora... 
De hecho, la láctea es la primera que he empezado a considerar y he ido haciendo cambios al respecto. 

Tampoco pondré aquí toda la información sobre cada alimento animal, pero si os interesa os invito a que busquéis por vosotros mismos, ya sea en YouTube, blogs, etc. Estas webs para empezar pueden estar bien:

http://www.ivu.org/ave/quees.html 

http://vidaverde.about.com/od/Vida-saludable/g/Que-Significa-Vegano-Y-Como-Es-Diferente-A-Vegetariano.htm

http://elpais.com/elpais/2014/10/08/buenavida/1412757202_712498.html



Con esto no pretendo ir de alarmista ni de "salvadora de los animales". Nadie es mejor o peor por esto, ni mucho menos. Pero creo que es importante que al menos la gente tenga conocimiento del tema, informarse. Sobre todo porque precisamente el desconocimiento lleva a prejuicios, y aunque es verdad que hay gente dentro del veganismo que lo lleva "al extremo" y son muy estrictos con esto, no todos son así ni mucho menos. Además que la causa que defienden no puede ser más noble. Yo misma había crecido viendo a los animales "de granja" como inferiores o menos importantes por el simple hecho que se usan para el provecho humano. Pero aunque así sea, eso no justifica que se les explote de esta manera tan bárbara. Se llegan a unos límites que rozan lo absurdo y macabro. Y lo peor es que nadie (o muy pocos) hacen nada. 

Y por si la empatía con los animales no es suficiente, como dije más arriba: lo que están haciendo no es nada beneficioso para los que consumimos esos alimentos.
En la leche, por ejemplo, nos llevamos cientos de hormonas y pus en cada taza, inevitablemente. Y muchos de los componentes, como las hormonas, son los que hacen que nos salgan más granos (comprobado, si se deja de beber leche durante una semana, no salen tantos granos). Y mejor no menciono el tema de la lactosa :D Cada vez más gente tiene que prescindir de ella.




La buena noticia es que... ¡hay solución! Afortunadamente cada vez hay más concienciación sobre el tema y a consecuencia, hay muchos menús de restaurantes adaptados e incluso supermercados especializados :) 

De todas formas, con todo esto tampoco quiero decir que ahora todo el mundo de la noche a la mañana se pase al veganismo, o que es lo "correcto" y que todos están viviendo mal si no lo siguen (sería yo la primera en ser condenada, entonces xD). 
Lo que quiero decir es que, por pequeños que sean, podemos empezar a ir haciendo cambios en nuestra alimentación. Al principio puede parecer difícil, pero créeme, cuando el cuerpo se acostumbra a estar sano, dejará de antojarte lo que no lo sea. Primero verás resultados en ti mismo, y a la vez te sentirás bien porque, aunque no lo creas, con cada gesto estás dejando de apoyar toda la crueldad y explotación de la industria alimenticia. Es como reciclar, puede que no todos lo hagan, pero tu gesto tiene valor, y si todos lo hicieran, se notarían cambios. Por lo menos tu alrededor lo verá y quizás intenta adaptarse (prueba de ello son los restaurantes veganos y comercios que van apareciendo con más frecuencia). 

De: http://danzadefogones.com
Interior de El Vergel, restaurante vegano al que fui en Tarragona
Sé que, inevitablemente, la sociedad poco a poco ha tenido que automatizar y acelerar la producción de los alimentos animales porque la población aumenta. Pero eso ha conllevado consecuencias perjudiciales para todos, tanto animales como humanos. En realidad nadie sale ganando. Se produce más comida cada día, pero aumentan los efectos negativos. Hay más restaurantes de comida rápida y disponibles las 24 a un precio asequible, pero... ¿vale la pena pagar ese "precio"?  Yo creo que no, en absoluto.
Sé que también andamos muy ocupados y lo último que queremos es ponernos a pensar en recetas y tirarnos horas cocinando, pero no todo lo alternativo a la fast food tiene que ser eterno. Si se busca, enseguida se da con recetas con alimentos de andar por casa, como verduras o frutas. La clave de todo siempre es la misma: informarse. Y hoy en día no tenemos excusa porque todo está al alcance de la mano. 

¿Y las proteínas de la carne?

Como he dicho antes, hay miiiiles de alternativas (las cuales, sorprendentemente, aportan más vitaminas que el producto animal en sí. Los garbanzos, por ejemplo).


¿Y si quiero ir al extranjero, qué?

Cada vez hay más menús adaptados, y de todas formas, personalmente creo que tampoco pasa nada por no cumplir al 100% una dieta vegana. Habrá gente que no esté de acuerdo, y lo entiendo, pero personalmente creo que es natural que se hagan excepciones. La cuestión es ser consciente y coherente en todo momento: "hoy me lo salto porque es un día especial", o algo así. O porque sencillamente te invitan a casa a comer y el menú lo hacen otros.

Lo que reitero es esto: informarse. Y tener la mente abierta, porque al final muchas cosas resulta que son en realidad beneficiosas, lo único que las habíamos mirado con un filtro de prejuicio. 

¿Y tú, Patri?

La verdad es que no soy vegana. Primero porque vivo con mi familia y el menú de 5 no puede permitirse excepciones. Pero desde que conocí con más detalle lo que significaba el veganismo, cada vez me ha ido interesando más, y al menos me ha llevado a ser más crítica con la comida. Ya no me conformo con cualquier cosa que pille: intento no comer fast food en la medida de lo posible, en febrero dejé de consumir leche para desayunar  y la he cambiado por leche de soja o avena, intento no comer tanta carne ni queso, me lo pienso más antes de ir directa a la carne en un menú, etc. Son pequeños cambios, y algunos no tienen que ver con consumir productos animales (como el fast food), pero estoy muy contenta de que todo esto me haya abierto los ojos y sea más crítica. Parece mentira la cantidad de cosas perjudiciales que ingerimos sin darnos cuenta... 

En un futuro me gustaría ir reduciendo progresivamente el consumo animal por todo lo que conlleva, tanto a nuestro cuerpo como a la industria alimenticia, pero de momento voy paso a paso por el lugar donde vivo y mi ritmo de vida. Si soy sincera, me siento mejor al comer mejor. Es algo a lo que deberíamos prestarle mucha más atención. 

Gracias a mi amiga por haberme hablado y compartido sobre el tema, he aprendido (y estoy aprendiendo) mucho ^_^

Seguro que conocéis a gente vegana, pero me gustaría dejaros un vídeo de Taylor. Es una chica que sigo desde hace un año o así. Es modelo y vive en Japón, y poco a poco ha ido adentrándose en el veganismo. Aunque a día de hoy no lo es al 100%, siempre intenta hacer recetas veganas y consumir productos así. El vídeo es larguito (poner a partir del minuto 06:00 si queréis ver lo de comprar y eso), pero es muy relajante y se puede ver dónde y cómo va a comprar, qué comida prepara y lo que piensa del tema, etc. Además, si te interesa Japón, es el doble de interesante porque ves cómo se lleva el tema allí.


Y también os dejo a Rawvana, que empezó siendo crudivegana, pero ahora también consume productos cocinados. 
Es interesante lo que cuenta y las recetas que hace~



¡Nada más!
Espero que no se os haya hecho muy larga la entrada xD
Y espero que al menos os haya despertado un poco la curiosidad~

Soy de las que opinan que cualquier cosa que vaya a aportarme algún beneficio vale la pena probarlo, así que os invito a ello o a simplemente verlo con otros ojos ^^

¡Muchas gracias por la visita!

Y para que no se diga que ser vegano es pasarse el día masticando lechuga muerto de aburrimiento, aquí dejo el menú que pedí en el restaurante vegano que he mencionado en fotos más arriba (que por cierto, ¡cambia cada semana!):




¡Nos vemos!  💫 



4 comentarios:

  1. Justo he terminado una traducción inversa de casi tres mil palabras sobre el veganismo y he visto tu entrada y ha sido "NOOO OTRA VEZ NOOO" XD
    Pero sí, la verdad es que se aprende mucho y es muy interesante descubrir qué hay detrás de "una persona que no come determinados alimentos"

    ¡Felicidades por tu primera entrada desde febrero! Jajajaja

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JAJAJAJAJA pobrecita x'D Estarás saturada de veganismo al final.
      Sí, creo que es importante y enriquecedor conocer estas cosas ^^

      ¡Muchas gracias por leer! 💕 y por la felicitación 😂 Madre mía ha salido musgo cibernético desde febrero jajaja

      Besooos 😘

      Eliminar
  2. Yo no sabía mucho la diferencia entre vegano y vegetariano, sí es verdad que me llama mucho la atención, pero me pasa como a tí, en mi casa somos 5... y se como el menú que halla >.<

    Besines~~

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! ^^
      Yaa tampoco se habla mucho de las diferencias, pero en realidad hay bastantes.
      Tendremos que esperar a ser independientes para elegir el menú x) Pero bueno al menos los pequeños gestos también ayudan~ como elegir mejor los productos.

      ¡Gracias por la visita! :* <3

      Eliminar

¡Gracias por tu tiempo! / Thank you for your time!