lunes, 24 de septiembre de 2012

Pequeños detalles que traen una gran luz


Siempre me ha gustado recibir correo, ya sean cartas, paquetitos, snacks, etc. No porque sea una compradora compulsiva por internet (ya me gustaría, si tuviera dinero xD), sino porque recibes una parte de alguien que no está físicamente cerca de ti.
Hoy en día no es difícil conocer gente de otros países, más bien es algo casi inevitable. Pero la cosa es ser capaz de conservarlos. No unas semanas, ni un mes, ni dos. Si no indefinidamente. Parece algo imposible, porque a lo largo de la vida la gente va tomando caminos diferentes y el vivir lejos aún dificulta más el contacto continuado. Pero si ambas partes ponen su granito de arena, no tiene por qué perderse. Aunque pasen meses, siempre alegrará recibir una carta de algún amigo alejado físicamente (y quizás incluso también sentimentalmente).
Una carta no es como un mail "táctil", es mucho más. Leer una carta implica ver la forma de escribir de la otra persona, ver una pequeña parte de su personalidad. Ver qué es lo que se le ocurre al escribir, sin echar para atrás y borrar hasta tener una versión definitiva (a no ser que haya hecho varias versiones antes de escribirlo en el papel final). Qué se le pasa por la cabeza, cómo le va el día a día, qué le interesa de la tuya e incluso imaginarse qué caras ha ido poniendo mientras escribía eso. También, dependiendo de la procedencia, quiere decir que ha pasado por muchos lugares hasta llegar a su destino. No ha sido automático, como transportado por internet en segundos. Por un momento ha corrido el riesgo de perderse por el camino, pero aún así, se ha enviado. Y con la esperanza de que iba a llegar a su lugar, aunque haya pasado una semana o más desde que se envió.
Normalmente cuando llega una carta, es algo esperado. Así que el efecto mágico se multiplica: hemos tenido que ser pacientes y al recibirlo ha hecho que viniera con el doble de ilusión. Por desgracia eso es algo que hoy en día se está perdiendo... y es una lástima porque muchas de las cosas más grandes que nos suceden en esta vida son las que vienen después de haber esperado al menos un tiempo. Incluso es más valioso si no ha sido tan inmediato. Por eso creo que el correo, por mucha tecnología moderna que vaya surgiendo, no debería desaparecer. Aporta cantidad de detalles que nada podrá igualar ni mucho menos mejorar.
Personalmente, si tengo alguna amistad cercana, el conseguir la dirección de la otra persona me indica que hay mucha confianza. Como si fuera "un paso más". Aunque quizás no vaya a mandar cada dos por tres algún regalo o carta, el saber que tengo la dirección me permite tener la libertad de un día coger y enviar algo, aunque sea sin avisar, y que la otra persona tenga un detalle. A mí por lo menos me hace mucha ilusión, aunque esa persona viva a tres calles de mi casa.
Parecerá absurdo, pero una carta es algo muy profundo, aunque solo contenga "Feliz cumpleaños". Es más que el mensaje en sí. Si solo fuera eso, ya no tendría la "esencia" propia de una carta. O sí, pero estaría al mismo nivel que las del recibo de la luz x)

Así que yo os lo recomiendo: si conocéis a alguien que no viva cerca de vosotros (ya en este país, esta calle o este continente), si hay confianza suficiente, probad a enviaros cartas de vez en cuando :) Es algo que va bien de tanto en tanto, incluso lo calificaría de "sano". Si hay buena relación, la otra persona lo agradecerá mucho.


Y todo esto, viene porque hoy quería dejar fotos de la carta que hoy mismo he recibido, de parte de Sandra \(*´▽`*)/ ☆ ¡Muchas gracias!

Paquetito~
Estábamos un poco nerviosas porque correos tarda a veces más de la cuenta, y no sabes si es por retraso o poque se ha perdido por el camino... Pero por suerte, esta mañana mi padre bajó al buzón y ahí estaba *_* He dado saltos de alegría (literalmente) cuando me lo ha traído, jajaja

Regalitos♥
Desde más cerca. La calidad de mi móvil es pésima, pero se puede ver el kanji

 de "Sakura"

Al final la he puesto de llavero. En mi móvil (como el gancho lo tiene abajo), quedaba muy largo...
Pero me gusta mucho como están mis llaves ahora :3


La foto que veis que hay, es del dorama "Hanazakari no Kimitachi e" o "Hana Kimi", que me compré un DVD y venía de regalo~

Me ha hecho mucha ilusióooon TuT Cuando me dijo que me enviaría algo, pegué un bote de la cama (suelo estar sentada ahí con mi portátil), que casi tiro el pc al suelo xD Cada vez que alguien tiene un detalle conmigo, lo valoro mucho (*´ω`*) No suelo esperarme nada, así que siempre me sorprende todo, jaja
Y en este caso, viniendo de una buena amiga y encima de cuando estuvo por Japón, doble ilusión x3★
Sea grande, pequeño, poca cosa o mucha cosa, recibir algo me emociona mucho, así que ¡muchas gracias, Sandra! Eres una gran persona ♥ Y me siento muy afortunada de dar con gente así sin esperarlo, de forma casual. La verdad es que la vida no es tan mala como dicen...


Y otro regalito que me han traído esta semana, es el de mi amiga Lizz, que estuvo un mes y pico de vacaciones en Santa Cruz, Bolivia. No iba desde que era una niña, así que fue muy entrañable para ella ^^
Y me trajo un recuerdito de allí también TuT ♥ ¡Muchas gracias! Mis llaves están llenas de detalles valiosos, jaja


Vista desde arriba
De frente, es un sombrero típico de allí~

Ahora que me acuerdo... No sé si alguna vez lo mencioné en algún post de hace tiempo... si hablé sobre unas cartas que encontró mi madre en la que fue casa de mis abuelos. En fin, por si acaso, lo cuento brevemente ahora.
Eran cartas que se habían enviado en sus años de noviazgo. Solo quedaban las que mi abuelo le había enviado a mi abuela en su juventud (él hizo limpieza y tiró muchas), pero ella conservó unas cuantas. Solían vivir en ciudades diferentes por el trabajo de mi abuelo (predicando como protestante), pero su relación no menguó en ningún momento. Eran unas cartas tan bonitas... Estaba claro que estaban hechos el uno para el otro. Recuerdo leer más de una vez "de tu chico, que no te olvida", o "pienso en ti cada día" o "me emociona ver que sigues pensando en mí tanto como yo en ti". Alguna vez tuve que limpiarme las lágrimas x)
Me enseñó muchas cosas sobre la perseverancia y compromiso, el saber lidiar con la distancia y ser feliz al recibir una carta de la otra persona. Creo que depende más de uno mismo que de las circunstancias, el que algo vaya bien. "Hace más el que puede que el que quiere", dicen. Antes dudaba mucho de esa frase, pero creo que es cierta, por mucho dinero que se interponga en según qué situaciones. Es más el saber tomarse las cosas de la forma adecuada y ser paciente hasta que la situación mejore. 



Ojalá pueda seguir enviando y recibiendo muchas cosas, porque recibir es bonito, pero enviar lo es igual o incluso más ^^ Sé que a día de hoy es más cómodo recibir, y más si es gratis, pero "dar" es muy emocionante. Y si lo haces de corazón, no te cuesta nada hacerlo e incluso harías más. A veces veo que me falta dinero para eso, más que para mí misma...


Espero que tengáis una bonita semana que empieza ^^ A ver si bajan de una vez las temperaturas, que parece que las chaquetas o la manga larga no acaban de querer salir del armario...
¡Y ya toca ambiente otoñal, que es muy bonito!

¡Gracias por la visita!


Por cierto, no pude evitar hacer captura de estos dos números xD

 

sábado, 15 de septiembre de 2012

Kafka en la orilla


Me compré este libro por allá finales de julio de este año. Estaba entre este o el de "Crónica del pájaro que da cuerda al mundo", también del señor Murakami. No miento si digo que me tiré un rato con un libro en cada mano, sopesando xD (Y no son precisamente finitos, al contrario. Un par de tochos xD Cosa que me gusta, por cierto. Así la historia duuuura y duuuura~ )
Por suerte, estaba en el fnac y no habían dependientes que ponen de los nervios con su inocente "¿Puedo ayudarte en algo?" (lo siento, pero esa pregunta hace que me decida aún con más lentitud que si me dejan a mi aire...), así que pude tirarme el rato necesario hasta decidirme. Y ganó la portada del gato. No por nada en especial, diría que comparada con la sinopsis del otro libro, esta parecía acercarse más a mis gustos. Aunque mi hermana me acompañaba y me ayudó a elegir, estaba tan indecisa que eso casi ni influyó en la decisión final. Sea como sea, pensé que, como de todas formas acabaría comprándome en un futuro próximo cualquiera que no escogiera en ese momento, al final me lo tomé menos seriamente y opté por guiarme por la... intuición. Creo que fue eso, vamos. Y por suerte creo que acerté.
Ahora que lo he terminado (bueno, no ahora, pero que ya está acabado), puedo decir que mi opinión global es positiva. Como siempre tiene sus qués, bastantes Murakamiosos y que cada vez me extrañan menos y los paso por alto, pero la verdad es que la historia en sí me ha gustado. Ha tenido más "me gusta" que "no me gusta/no va conmigo". Ahora os explico más ordenadamente~

Me como el fondoo~

[Antes de nada, como me basaré en lo que recuerdo del libro, seguramente soltaré algún que otro spoiler sin querer... Así que lo siento por si alguien se está pensando leer el libro ¡intentaré hacerlo lo más superficial posible! ]


· Breve sinopsis:

En este libro, como en 1Q84, se explican dos historias diferentes (pero paralelas) que van intercalándose un capítulo tras otro. Primero nos habla de la historia de un joven de quince años que se marcha de casa, el cual tiene una serie de vivencias que le marcan durante el camino y el tiempo que pasa alejado de su hogar. Al principio son hechos bastante corrientes, pero luego van ocurriendo otros más... sobrenaturales, donde se mezcla el tiempo, a veces incluso espacio y los sentimientos tienen un papel muy importante.
Luego aparece la historia de Nakata, un personaje anciano con la virtud o don de poder hablar con los gatos. Al principio la historia gira entorno a eso, pero más adelante una serie de experiencias hace que emprenda un misterioso viaje lleno de hechos también sobrenaturales.
A lo largo del libro, como toda obra de Murakami, hay cantidad de frases que marcan, que hacen pensar. He cogido algunas que he encontrado por ahí (no las pondré todas, aunque sean bonitas, porque pueden desvelar detalles importantes):

● “Todas las cosas de este mundo son una metáfora”, (dicha originalmente por Goethe).

● “Una vez que se ha abierto algo, es necesario volver a cerrarlo”,


● "La Tierra va rotando sobre su eje. Y, sin ninguna relación con ello, todos nosotros vivimos dentro de un sueño."


"Yo aún no conozco la diferencia entre no ser una persona ordinaria y ser una persona singular. Pero me da la sensación de que es mejor no seguir preguntando."

"Un encuentro casual es algo muy valioso para los sentimientos de los seres humanos." 

"Pero hacemos cuanto podemos. Fíjense en lo que hemos conseguido y menos en lo que no hemos podido conseguir. ¿Acaso no reside en esto la justicia?"

Como siempre, Murakami menciona a muchos autores importantes a lo largo de sus libros, tanto de literatura como de música y filosofía. De hecho el protagonista se llama Kafka Tamura. Y además da nombres de obras en concreto, cosa que demuestra que tiene un amplio repertorio de cultura en su interior que luego aplica en sus historias.

Y... podéis pegarme (virtualmente xD), pero no sé cómo seguir '_'
Me parece que la sinopsis ya está, pero al mismo tiempo siento que me dejo cosas... ¡Ah, espera! Puedo decir algo más de los personajes principales.
Encontré una imagen de Kafka Tamura y Nakata, ambos personajes protagonistas de su propia historia, y me ha parecido bastante acertado, el dibujo:



Cada uno está acompañado de un animal y no por casualidad. Como he dicho más arriba, Nakata (a la derecha), puede hablar con los gatos. En cambio Kafka, "habla" con una especie de... cuervo (aunque no sea un diálogo del todo... Cuando interactúan, es como una voz que se oye en su mente y a veces al final se acaba mezclando con sus pensamientos y la forma de narrar cambia de perspectiva totalmente. Sí, Murakami tenía que ser xD).
Luego hay otro personaje que aparece en la historia de Kafka, Ôshima, que me encantaría dibujarlo~ Solamente diré que con el paso "de las hojas(?)", se vuelve más interesante y sobre todo a la hora de imaginarlo físicamente. Últimamente en mi mente suelo imaginarme los personajes estilo "manga", por cierto xD Al menos es menos complicado de plasmar en papel.

Y en cuanto a la historia, para terminar solo decir que hay momentos que parece que no tenga mucho sentido, pero al final cada cosa pasa por una razón. Esa es una de las cosas que me gusta que aparezca en un libro, por ejemplo~ Más que nada porque pienso que esa frase es cierta.

· Aspectos positivos

Como punto a favor personal, la historia no es muy desesperante, al menos no en todo momento. Hay momentos de nervios, pero las cosas van sucediéndose de forma muy natural, sin prisas, aunque a veces parece que sean improvisadas y peligrosas. Y luego lo que suelo decir, me gusta que hayan momentos o escenas bonitas, y este libro regala unas cuantas. No quiero hablar más de la cuenta, pero para quien se lo haya leído, me encanta imaginarme la escena del cuadro que hay en la habitación de Kafka. Me transmite mucha tranquilidad y es como si fueran incluso recuerdos propios... Y me encantó la parte, ya para el final, que está en ese lugar y acompañado de alguien que le viene a cocinar cada día. Me hizo feliz que se sintiera feliz en esos momentos, después de tantas esperas que tuvo que afrontar y que a veces duraban días (o noches, mejor dicho).
Además, como siempre hay citas remarcables a lo largo de todo el libro. Ya digo que hacen pensar, tanto por unos segundos como si uno se quiere tirar una tarde filosofando sobre ellas, eso al gusto del consumidor xD
Me gusta que también de nuevo se hayan intercalado dos historias, y que se haya tratado el tema de la realidad, pasado y presente.
Otro tema interesante son los recuerdos, en esta historia se tratan bastante y hacen ver lo importantes que son para las personas. No solo para rememorar buenos momentos, si no para no olvidar a alguien y seguir sintiéndolo día a día. 

· Aspectos negativos

Bueno, no quiero ser pesada y repetitiva, pero el sexo aparece como siempre x) Aunque esta vez de forma más superficial. Incluso se podría haber obviado, pero supongo que para el autor será de importancia, sobre todo porque encima los protagonistas también son ambos hombres y se identifica con ellos seguramente, al menos en algo. Y a veces también sirve para quitarle seriedad al asunto.
A parte de eso, hay alguna que otra escena bastante sangrienta y explícita. Incluso cruel. Mientras lo leía casi podía ver mi cara de incomodidad/asco/sufrimiento en tercera persona xD Pero por suerte solo son momentos puntuales.


Y como aspecto no tan negativo... que como siempre, al acabar querrías seguir leyendo más.
Eso es señal de que la historia ha gustado, pero a veces me da la sensación de que cuando por fin se estabilizan un poco las cosas, Murakami no se explaya mucho en explicar esa parte xD Deja un poco abierto el final para que más bien pensemos lo de "y los años pasaron y vivió feliz" o algo así, pero sin saber qué pasó durante ese tiempo.

· ¿Recomendado?

Para no arriesgarme, lo recomendaría sin duda a todos los que hayan leído algo de Murakami y les haya gustado. Así tampoco les sobresaltarán tanto las peculiaridades de su forma de escribir y la historia en sí es bastante sencillita (dentro de la paradoja que tienen a veces los hechos sobrenaturales xD). A mí al menos me ha dejado buen sabor de boca, hay escenas bonitas y al acabar no te decepciona, por muy poco concreto que sea el final (aunque tampoco parezca requerir más detalle).
Para los que nunca habéis leído nada de este autor, lo que siempre digo: Os recomendaría leer con una mente abierta y objetiva, dejando de lado vuestros gustos y autores habituales. Además, tener en cuenta el hecho que es una persona de un país con una mentalidad bastante diferente a la nuestra, y eso se nota a veces. Y si después de eso, os gustan los libros con historias poco habituales pero que tienen detalles que enganchan por su originalidad, os gustará. Aunque haya momentos que a lo mejor sean incómodos (si sois como yo), pero creo que en general se saca una enseñanza positiva. Es cuestión de saber quedarse con lo bueno.
Y si además sois de los que también os gusta haceros preguntas filosóficas o pensar en frases profundas, hay muchas que marcaréis o anotaréis ;)


¡En fin!
Creo que eso era todo lo que quería decir del libro :)
Al final me he tirado una hora y pico haciendo el post, entre gif, cita y recordando cosas xD Pero bueno, ya iba siendo hora de trabajárselo un poquito~

¡Gracias por la visita!
Un abrazo ^^